11/03/2013

domingo, noviembre 03, 2013 Martín Graffigna
El Genoa se trae tres puntos fundamentales del Olímpico en una victoria que se justificó en el segundo tiempo, cuando Gasperini puso a Fetfa y lo fué a buscar. En el primer tiempo sufrimos después de controlar bien por un rato el partido, y fué fundamental Perin para mantener el arco en cero. El Grifone empieza a volar y se coloca en la parte alta de la tabla, octavo solo. 

Tarde inolvidable en el Olímpico, con un Genoa que comenzó jugando bien pero que poco a poco se empezó a tirar atrás y lo sufrimos. Gasperini presentó un esquema extraño, con Antonelli por derecha y Marchese por izquierda para acompañar a Gilardino. Realmente no funcionó... Marchese jugó un mal partido, con poca marca y sin peso ofensivo mientras que a Antonelli se lo sintió incómodo en esa posición. Sin embargo y como decía antes, los primeros veinte minutos el Genoa estuvo bien plantado mas allá de sufrir algún que otro ataque del local. Inclusive Gilardino, muy solo en esta primera etapa, se las arregló para generar algunas situaciones de peligro. Pero algunas llegadas de la Lazio posteriores a esos veinte primeros minutos hicieron que el equipo se tirara muy atrás, volvieran los miedos, y nos tuvo que salvar Perin (y la suerte en algunos casos) para que no nos fuéramos al descanso abajo en el marcador. 

El dibujo táctico de Gasperini, que a priori había funcionado, mostró fisuras graves y por suerte el Mister en el entretiempo tomó nota y actuó en consecuencia. Si seguíamos así, no íbamos a aguantar mucho mas a una Lazio que si bien no deslumbraba, iba una y otra vez con mucho peligro. Para el segundo tiempo, entre los once entró Fetfa en lugar de Marchese, y el cambio salió a la perfección. Si bien el griego no tuvo un partido descollante ni mucho menos, bastó su presencia para que el esquema del Grifone cambiara y nos plantáramos mas arriba. Fruto de esto, en el minuto 60´ Fetfa se escapó por derecha y empezó a apilar jugadores... se le abrió Kucka y el pase fué preciso. Kucka dominó, ganó la posición al defensor que lo marcaba fuerte y casi sin angulo definió con jerarquía para poner el 0 a 1 y enmudecer a un Olímpico que estuvo casi a pleno. 

GILARDINO Y COFIE ABRAZAN A KUCKA QUE ACABA DE PONER EL 1 A 0

La Lazio metió cambios para venirse con todo, pero el Genoa estaba bien parado atrás y el local no le encontraba la vuelta. Para colmo 10 minutos después del gol de Kucka, Antonelli se mete en área laziale y pone un sombrero de cabeza que cuando cae pega en la mano del defensor local. El arbitro, a instancias del linea, cobra el penal a nuestro favor. Discutido, si... porque si bien la mano fué clara, no fué intencional, pero lo que importa acá es que desvía la trayectoria de un balón que se llevaba sin dudas Antonelli y quedaba de cara al arco. Gilardino se volvió a parar sobre el punto de penal y esta vez no falló, ejecutando el penal fuerte y a una punta, con mucha clase. 

EL DISPARO DE GILARDINO YA TIENE DESTINO DE RED Y ASEGURA EL TRIUNFO ROSSOBLÙ. MATUZALEM NO QUIERE MIRAR DESPUÉS DEL PENAL MARRADO POR GILA EL MIÉRCOLES. 

Nos poníamos 0 - 2 y si bien podía llegar a sorprender el resultado sobre todo por lo visto en el primer tiempo, la victoria estaba justificada por lo hecho en el segundo tiempo, por la decisión de Gasperini de ir a buscar el partido en el complemento, y hay que mencionar el merito de Gasp en este triunfo ya que supo leer el partido y cambiar a tiempo. Con el dos a cero, el golpe para la Lazio fué demasiado duro y mas allá que todavía faltaba mucho, daba la sensación que el partido estaba liquidado. El Genoa se dedicó a defender con mucho oficio el resultado a favor, sumado a un Perin que como venimos diciendo, no solo ataja pelotas muy difíciles sino que dá mucha seguridad, casi como un veterano. 

Partido con muchas polémicas, como por ejemplo la del primer tiempo cuando se escapó Candreva por izquierda y Biondini lo tomó de la camiseta afuera del área, para luego soltarlo cuando el delantero entraba y se terminó tirando. A mi criterio el arbitro debió cobrar foul fuera del área pero dejó seguir, para furia de todo el Olímpico que reclamó el penal. De todas formas son jugadas de interpretación, como en el penal que se cobró a nuestro favor. Nosotros los genoani estamos acostumbrados a que directamente nos roben partidos... recuerdo aquella seguidilla en la segunda mitad de la temporada anterior, donde los partidos mas evidentes fueron los de Roma y Milan, en los que el arbitraje directamente nos hizo caer en ambas ocasiones. Distinto fué lo de hoy, y es bienvenido que nos empiecen a dirigir con la misma vara y a no perjudicarnos. 

GASP EN EL OLIMPICO HOY. SUPO LEER EL PARTIDO Y CAMBIAR EL PLANTEO A TIEMPO. 

Triunfo que vale mucho por varias razones... es la primera victoria de visitante con Gasp en el banco, ganando bien frente a un rival duro en una cancha difícil; también por la imagen que se dejó luego de la visita a Turín, que en parte se había recompuesto en la victoria entre semana frente al Parma pero faltaba una buena presentación de visitante frente a un rival de la categoría de la Lazio. También vale por la posición en la tabla... cuando Liverani dejó el cargo estábamos bien abajo, y ahora nos encontramos, cinco fechas después, en el octavo puesto. El Grifone empieza a volar como ansiábamos en la previa, sabiendo que mas de un genoani hoy se conformaba con un empate, pero el equipo lo fué a buscar y lo consiguió. 

Como dato estadístico, mas allá que la Lazio, como decíamos, es un rival durísimo y el Olímpico un estadio donde no cualquiera gana, este es el tercer triunfo al hilo frente a Lazio de visitante, que se suma a los dos triunfos de local, es decir que en los últimos cinco enfrentamientos que tuvimos, fueron cinco victorias. Dato sorprendente sobre todo teniendo en cuenta las malas campañas de las dos temporadas pasadas. 

Para destacar, la defensa nuevamente y Perin. También hay que nombrar a Kucka esta vez, que tuvo destellos de lo que sabe, y que definió con gran calidad en el primer gol. Gilardino también cerró un buen partido... a veces su trabajo no se nota, es silencioso. Por ejemplo en el gol de Kucka, queda mano a mano porque hay dos jugadores de Lazio marcando a Gila y es un poco lo que venimos mencionando: tener un delantero de la jerarquía de Gilardino obliga a las defensas a doblar su marca, y esto repercute en el resto del equipo que puede encontrar espacios dejados por los rivales, muy atentos en marcar a un delantero como Gilardino. Matuzalem, silbado durante todo el cotejo por su pasado en la Lazio, tuvo otro buen partido, mas allá de jugar siempre en el límite y de recibir una amarilla que se caía de maduro. 

Luego de mucho tiempo, los genoani nos encontramos en una situación que venimos esperando hace mucho... como decía, estamos octavos y el trabajo de Gasperini es mas que notorio, la victoria de hoy en gran parte es responsabilidad suya, leyendo perfectamente un partido que tuvo momentos complicados pero que al final nos encuentra con un dos a cero y tres puntos valiosísimos. 

FORZA GENOA SEMPRE

Martín Graffigna

2 comentarios:

Fabri dijo...

Yo era uno de los que, a priori, "firmaban" el empate, así que estoy doblemente contento por el triunfo!

FORZA GRIFONE!

Martín Graffigna dijo...

Bueno, en mi caso también, mas con lo visto en el primer tiempo y sabiendo que con el empate nos manteníamos mas o menos en una posición buena en la tabla dentro de todo. Pero que zarpazo que metimos!

background: URL(http://genoacfc.it/wp-content/uploads/2012/12/Visual-istituzionale.jpg) no-repeat center center fixed; background-size: cover;