1/12/2015

lunes, enero 12, 2015 Martín Graffigna

Primer tiempo regalado, y nos fuimos al descanso con dos goles abajo. En el segundo, el Genoa reaccionó y tuvo varias chances para descontar, cosa que se logró casi al final, pero un nuevo gol del Inter sentenció el partido. Para colmo de males, Matri se lesionó y puede ser largo el parate. 

Como siempre, se hace difícil el Meazza... pero teníamos la esperanza de que el equipo apareciera nuevamente, con un Perotti que ya hace tres fechas que está cumpliendo su suspensión, y con Gasperini que tuvo el tiempo para reacomodar las piezas. Lo cierto es que no hay forma, porque el Genoa volvió a jugar (como frente al Atalanta) un primer tiempo para el olvido, con una desconcentración fatal atrás, casi infantil, y sin medio campo que pueda generar peligro. Inclusive con un Lastienne (que está reemplazando a Perotti) jugando aceptablemente, no alcanza porque algo se rompió en el equipo. No puede ser que seamos dependientes de un solo jugador... a estas alturas ya tendríamos que habernos acomodado. Pero bueno, lo cierto es que ni siquiera tenemos nueve de reemplazo ahora que se fue Pinilla. Al chileno no se lo podía retener así, en el banco, ya que un jugador de su nivel no se aguantaba no estar entre los 11 titulares... sobre todo porque cuando le tocó entrar de arranque lo hizo bien. Pero había que preveer un reemplazo para Matri, que ayer salió lesionado y se especula con un parate de 40 días, que obligará a Preziosi a salir corriendo para buscar un nueve de categoría. 

EL JOVEN LASTIENNE HACE LO QUE PUEDE, PERO NO ESTÁ A LA ALTURA DE LO QUE EL GENOA NECESITA PARA VOLAR ALTO. 

Todo comenzó mas o menos bien, con el Genoa presionando alto y generando errores en el medio campo que no permitían que el Inter desplegara todo su poder ofensivo. De todas formas los primeros diez minutos fueron de ida y vuelta... Perin tuvo que salvar un mano a mano al minuto de juego mientras que Handanovic salvó milagrosamente el arco interista cuando Lastienne envió un centro que quedó en los pies de Antonelli en área chica, quien remató forzado y el arquero la mandó al córner logrando mantener la paridad. Pero a los 11´ llegó el primer gol del local, de la mano de Palacio, que toma un rebote luego de un disparo de Icardi que Perin rechaza, y logra definir con facilidad. 

A partir de ahí el Genoa fue todo confusión, no se le encontraba la vuelta por ningún lado y dejábamos espacios para que el ataque del Inter se hiciera un festín. A los 38´ llegó el segundo gol, esta vez de córner, con la defensa genoana totalmente fuera de foco e Icardi cabeceando increíblemente solo. Irremontable parecía esto, sobre todo porque no había ni un atisbo de reacción. Así terminó el primer tiempo, con dos goles abajo que pudieron ser mas. 

ICARDI GANÁNDOLE POR ARRIBA A RINCÓN , BURDISSO Y DE MAIO... INCREÍBLE. 

En el segundo tiempo todo cambió... luego de unos minutos de incertidumbre y confusión, y con Matri lesionado a los 6´ y teniendo que entrar Kucka en su lugar al no tener un reemplazante para el ataque, el Genoa empezó paradójicamente a generar peligro. A los 10´ del s.t. ya tuvimos la primera. Tuvieron ocasiones Antonelli dos veces, Bertolacci, Falque y Lastienne, que metió una tijera y clavó la pelota en el travesaño. Recién a los 39´ del s.t. pudimos descontar. Ya estaba Tino Costa en campo, que encontró en área del Inter un rechazo y metió el zurdazo que no pudo retener del todo el arquero y ahí estaba Izzo para empujar la pelota a la red, convirtiendo su primer gol con la maglia Rossoblù

TINO COSTA E IZZO SE SALUDAN LUEGO DEL DESCUENTO

Ahí nos esperanzamos un poco porque si bien no quedaba mucho tiempo, alguna mas ibamos a tener, pero nuevamente de córner, dos minutos después, la peina un jugador del Inter en area y Vidic define de cabeza para sentenciar el partido. Ya no había nada que hacer, el Genoa se volvía a casa con las manos vacías nuevamente, continuando con una racha negativa que comenzó frente a la Roma

VIDIC SALE A FESTEJAR EL 3 A 1. EL PARTIDO ESTABA SENTENCIADO

Ese partido contra Roma nos complicó una temporada que venía siendo mágica, pero en el partido frente a Inter quedó una vez mas demostrado que el Genoa depende de Perotti para poder desplegar el fútbol que venía mostrando. Está claro que Gasp no pudo mantener el esquema con la falta del extremo argentino, y el Genoa se convirtió en estos partidos en un equipo mas, que puede ganar o perder, pero que no genera lo mismo que venía generando y esto repercute claramente a nivel resultados, donde se logró solamente un punto en los últimos tres partidos. También se refleja en la clasificación, donde en un momento nos encontramos por mérito propio en la tercera posición en solitario, y en este momento estamos fuera de toda competición europea, cerca, pero por primera vez afuera después de varias fechas de estar bien arriba. Ahora tenemos también el inconveniente de Matri, que quedó como único nueve con la cesión de Pinilla. Como decía antes, es complicado cuando un jugador como el chileno tiene que quedarse en el banco, pero lo cierto es que esta situación no se previó y ahora nos encontramos con un grave problema.  

En cuanto a las actuaciones individuales, realmente solo se salva Antonelli que puso mucho corazón y fue sin dudas el mas claro del equipo y el que mas sacrificio aportó, pero de nada sirvió cuando el resto del equipo estuvo en un nivel muy bajo. Kucka, que ingresó apenas arrancó el segundo tiempo, se mostró en buena forma... del resto, poco y nada. 

Ahora viene el Sassuolo, un equipo que está demostrando que está para pelear de mitad de tabla para arriba. Será en el Ferraris, y hay que lograr los tres puntos para encarar la segunda mitad del campeonato, ya con Perotti a disposición, con un fixture muy difícil. 

La temporada, que venía de ensueño, se transformó en una complicación tras otra. Solo esperamos que todo salga bien el domingo que viene, que se pueda conseguir un reemplazo para Matri (si llega a ser larga la lesión) que se adapte rápidamente, y que el equipo pueda volver a mostrar todo lo bueno que mostró en la segunda mitad de la primera rueda. Casi nada... 

FORZA GENOA SEMPRE

Martín Graffigna






2 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Martin, como estas? justamente en el posteo anterior hablamos de planificar a largo plazo, el caso Matri deja nuevamente expuesto lo mal que hace las cosas la dirigencia. Suena algun nombre ademas de Ferreyra para venir?
Saludos. Adrián.

Martín Graffigna dijo...

Totalmente de acuerdo Adrián... lo de Pinilla, como comentaba en la crónica, era complicado retenerlo. El tipo quiere ser titular, pero claramente antes de cederlo tenes que tener un plan B para el caso de que se te lesione tu nueve. Hoy por hoy el Genoa no tiene nueve... cualquier equipo de Europa que pelea puestos de Europa tiene como mínimo dos de calidad, y al que le toca banco se lo come.
Y ahora como siempre a salir corriendo a buscar uno... se habla de Borriello, Osvaldo y uno de la Primavera del Inter que se llama Puscas. Veremos como termina, lo cierto es que el domingo contra el Sassuolo jugamos con falso nueve obligado, no por una cuestión táctica.

El tema del proyecto a largo plazo se ha tocado largo y tendido en este sitio, ni siquiera hay un proyecto a mediano plazo. Subimos en el 2007 junto al Napoli y De Laurentis rápidamente se dedicó a generar un proyecto competitivo que hizo que su equipo esté siempre en la discusión en, por lo menos, las últimas cuatro temporadas.

Por cierto, Tino Costa también se lesionó y tiene para 40-45 días.

Abrazo,
Martín

background: URL(http://genoacfc.it/wp-content/uploads/2012/12/Visual-istituzionale.jpg) no-repeat center center fixed; background-size: cover;