5/23/2015

sábado, mayo 23, 2015 Martín Graffigna

En la despedida del equipo del Ferraris, el Genoa nos regaló otra jornada inolvidable con un triunfo sobre la hora frente al Inter. Quintos solos a la espera de los resultados de mañana, temporada soñada. 

Un partido que no cabe en una simple crónica. Todos los sentimientos que se pueden dar en un encuentro de fútbol los vivimos hoy. Y mucha emoción al ver a la Nord, Distinti y la Sud con un recibimiento de película. Hasta con coreografía desde la Sud y Distinti por los 20 años de la creación de la agrupación Figgi dö Zena, y fuegos de artificio desde la Nord que cubrieron el estadio de una densa bruma que generó que el partido se atrasara unos minutos hasta que se disipara el humo.

Todo había arrancado mas temprano cuando una larga caravana escoltó al equipo desde la concentración hasta el Ferraris. La Tifosería Organizada había lanzado un comunicado anunciando esto y que acá el tema en cuestión, mas allá de la licencia UEFA, era agradecer a Gasperini y al equipo, pase lo que pase hoy, por una temporada que la gozamos como pocas... pero la fiesta estaba en pañales y todavía quedaba lo mejor.

Con ese clima recibíamos a un Inter que se jugaba su última carta para entrar a Europa, y el Genoa que mas allá que tiene la licencia UEFA en apelación y con pocas posibilidades de obtenerla, salía al campo a matar o morir para conquistar los tres puntos que lo mantengan en el quinto lugar. 

DISTINTI, LA SUD Y LA NORD RECIBIENDO AL EQUIPO... ÚNICOS!!!

De movida, el Grifone se mostró bien plantado, con mucho vértigo y jugando como lo viene haciendo mas allá del rival que teníamos enfrente. Lestienne - Pavoletti - Falque fue el tridente de ataque, y esta vez Lestienne se movía con mucho criterio, muy metido en el partido e imparable cuando arrancaba en velocidad. Así, el Genoa era mas peligroso desde el arranque, y tuvimos la primera clara de la mano del belga que disparó y Handanovic rechazó de forma espectacular. Corrían 7 minutos y el Genoa estaba ansioso por conseguir el primero rápidamente. Dos minutos después el mismo Lestienne cabecea en el área chica y nuevamente Handanovic la saca de milagro, negándonos la apertura del marcador.

Así como íbamos, estaba claro que dejábamos huecos abajo con una linea de tres que resultaba frágil para el poderío de ataque de un Inter que tiene a jugadores como Icardi y el ex-Genoa Palacio arriba. A los 13´ tuvieron la primera y apareció Perin en gran forma. El partido no daba tregua y Lestienne tuvo otra a los 15´, pero cuatro minutos después iba a llegar el gol del Inter cuando Edenilson queda como último hombre marcando a Icardi... el argentino le gana en el salto y la pelota queda boyando en el área, toca suavemente cuando Perin sale a achicar y la pelota se mete en la red. 

ICARDI LE GANA DE ARRIBA A EDENILSON... NACÍA EL PRIMER GOL DEL PARTIDO

Parecía un duro golpe, pero apenas salimos desde mitad de cancha estaba claro que el equipo no se amedrentó y siguió jugando como lo venía haciendo... mucho mejor que el rival. Así fue como, siempre por abajo, Rincón entregó para el medio a Bertolacci, que vio a Pavoletti en la puerta del área y se la tocó... Pavoletti recibió y metió un disparo de media vuelta espectacular que se metió abajo al lado del palo, inatajable para un Handanovic que hasta ahí había sacado todo. El Genoa se ponía 1 a 1 e iba por mas. 

LA CARA LLENA DE GOL DE PAVOLETTI, QUE ACABA DE METER EL EMPATE. 

Pero el partido era espectacular, ambos equipos lo querían ganar, y a los 29´ Palacio queda mano a mano con Perin y define con mucha categoría para poner el 1 - 2. Muy regalados en defensa estábamos, y Palacio no perdona. Ese es el tema de ir a atacar como iba el Genoa y enfrente se tiene un equipo como el Inter, que ni por asomo estaba haciendo un partido como el nuestro, pero que arriba tiene jugadores de jerarquía que pueden definir los partido en una sola jugada. 

Otra vez cuesta arriba se hacía el partido, pero estaba clarísimo que el equipo estaba completamente concentrado y nada lo iba a detener. Dos minutos después del gol del Inter, Pavoletti, de gran partido, logra dominar un cabezazo genoano al área del Inter y otra vez mete una media vuelta espectacular, pero se estrella en el travesaño. 

A los 41´ un Kucka enorme roba una pelota en el medio y la trata de filtrar para Lestienne, pero queda para el corte de la defensa y Handanovic que salió también a buscarla... entre ambos se enredan y le dejan servida la pelota a Lestienne que, casi desde afuera del área define con el arco vacío y mete el empate. Primer gol del belga en Serie A, importantísimo porque nos íbamos al descanso en tablas y con toda la expectativa para ir a buscar los tres puntos merecidos en el segundo tiempo. 

DE MAIO ABRAZA A LESTIENNE LUEGO QUE EL BELGA PUSIERA EL 2 A 2.

Realmente tuvo de todo esa primera etapa, cuatro goles, grandes jugadas, muchos errores defensivos, discusiones y peleas. Así y todo el Genoa fue superior y si bien no estábamos perdiendo, el resultado era mentiroso ya que por lo menos teníamos que estar arriba por un gol. Tal vez el mejor primer tiempo que he visto de la temporada de Serie A, no hablo del Genoa y su funcionamiento que fue muy bueno pero ha tenido mejores primeros tiempos, sino del partido en sí, que como decía, tuvo de todo. 

En el segundo tiempo se bajó la intensidad del juego, mas allá que siempre se buscó desde los dos lados. Recién a los 68´ tuvimos una clara cuando Bertolacci recoge un balón en tres cuartos de campo, se abre, busca el hueco y dispara, pero otra vez aparece el arquero interista para salvar la caída. Dos minutos después la vuelve a tener el Genoa, esta vez en la cabeza de Burdisso que conecta solo luego de un córner y la pelota se va besando el palo derecho. 

A falta de quince minutos para el final se nos paralizaron los corazones cuando el Inter tuvo una clara doble ocasión cuando queda solo un jugador visitante por derecha y dispara... la pelota pega en el palo y el rebote lo toma Brozovic que define a colocar y el balón otra vez es rechazado por el arco, esta vez pegando en el angulo. Un minuto después la pelota le queda a Falque y no puede acomodarse para su pierna hábil y sacar el disparo de cara al arquero en las puertas del área chica, quiere enganchar y se la sacan. Clarísima esa jugada porque si dispara de primera difícilmente el arquero iba a poder hacer algo. Ahora se volvía a armar el partido... A los 79´ Hernanes saca un remate que Perin rechaza al córner de forma espectacular. Y dos minutos después, un recién ingresado Shaquiri mete el centro perfecto para Icardi que cabecea a colocar y la pelota se va cerca del palo.

Gasperini toma nota y cambia de esquema, sacando a Falque por Izzo. Antes había sacado a Lestienne por Laxalt. Pero paradojicamente el equipo quema las naves y va a buscarlo. Se generaron una serie de córners a nuestro favor, siempre rechazados por el Inter como sea, que ya se quedaba abajo y se conformaba con el empate.

Y a falta de un minuto llega el momento: Edenilson es derribado cerca del área, a la derecha, y el arbitro cobra la falta peligrosa. El mismo Edenilson se encargó del centro y Kucka apareció solo para meter el frentazo perfecto que ingresó a la red. Explotaba el Ferraris... cuando se moría el partido el Genoa daba vuelta el resultado merecidamente. Pero todavía faltaba el recupero y nos cobran una falta en la puerta de nuestra área, que por suerte se logra mandar al córner. En ese córner, que duró una eternidad, el arquero del Inter subió a cabecear, consciente de que ya no quedaba mas nada por hacer salvo empatar, pero no pasó nada y el Genoa se quedó con el triunfo, muy merecido, sufrido, trabajado y gozado como pocos. 

GRAN SALTO DE KUCKA PARA CONECTAR DE CABEZA, METER EL 3 A 2 Y DARNOS ESTA INMENSA ALEGRÍA. 

El partido terminó pero comenzó la fiesta en el campo y las tribunas. La Nord desplegó una pancarta en honor al equipo, que estaba preparada pase lo que pase, pero con la victoria del Genoa ya sentenciada, todo fue mas emocionante, El equipo a pleno, con Niang, Perotti, Borriello, Tino Costa y todos los jugadores lesionados y no convocados saltó al campo y alzó a Gasperini en andas, de cara a la Nord. Espectacular fue el festejo y despedida del Ferraris para un equipo que nos regaló una temporada de ensueño, mas allá que todavía falta una fecha, frente al Sassuolo en el Mapei, y el Genoa tenga casi asegurada su posición de Europa en tabla. Claro que habrá que ver que pasa con la famosa apelación, que se resuelve a fines de la semana que viene. Pero si Sampdoria no gana mañana, el Genoa asegura en campo la entrada a Europa con una fecha de anticipación. 

GASPERINI ES ALZADO POR TODO EL EQUIPO... INCLUSIVE SE LO VE A PEROTTI EN LA IMAGEN. 
JUGADORES, CUERPO TÉCNICO Y DIRIGENCIA EN EL VESTUARIO FESTEJANDO EL TRIUNFAZO. 

Realmente, y mas allá que las esperanzas son pocas, sería una noticia gloriosa si el CONI hace a lugar la apelación y se consigue la licencia. Esta ha sido, y no me canso de decirlo, una temporada fantástica, y coronarla con la vuelta a Europa del Vecchio Balordo sería espectacular, pero ya no depende del equipo, que hizo todo para entrar. 

Como mencionaba al principio, demasiadas cosas para comentar en una crónica. Lo cierto es que hoy los genoani vivimos otra noche inolvidable, con todos los condimentos para que quede en la historia por siempre. Por eso seguiremos en la semana hablando de todo esto, muy emocionante realmente. 

Quiero destacar el trabajo de Pavoletti, que metió el empate en el momento justo y jugó un gran partido. Hay que recordar que es un jugador que viene del Sassuolo a préstamo y ya había pasado por varios equipos sin poder demostrar su potencial, pero llegó a Genoa y explotó, como tantos otros jugadores en esta temporada. Perin también estuvo en gran nivel, al igual que Lestienne. Burdisso fue lo mejor de una defensa que tuvo que frenar el avance tremendo de un equipo que de contra te mata, y Kucka, el querido Kucka, jugó un partido memorable, marcando, tocando, poniendo los puntos en discusiones que se dieron en el partido, y metiendo el gol que quedará grabado en nuestras retinas por siempre. 

EL GRAN DISPARO DE PAVOLETTI, QUE TUVO UNA GRAN ACTUACIÓN CON LA ROSSOBLÙ CUANDO SE LO NECESITÓ. 

Gasperini... bueno, Gasp es el padre de esta criatura. Si el Genoa juega así y los muchachos se destacan como lo hacen, es por merito del Míster, que logró inculcar a la perfección la idea de juego, sobretodo en la segunda mitad del campeonato, cuando el equipo se veía diezmado por bajas y cesiones, a la vez que llegaban nuevas incorporaciones. Desde la vuelta de Perotti tras la sanción injusta de cuatro fechas en aquel nefasto partido frente a Roma en casa, Gasperini logró que el equipo juegue siempre igual sin importar quien esté entre los once titulares. Solo no le funcionó cuando cambió de esquema por ejemplo en el partido frente a Roma en el Olímpico. Sin dudas Gasp es el principal responsable de que el Genoa otra vez volara, como hace seis años, "casualmente" siendo él también el D.T. del Grifone. 

IMAGEN TOMADA DESDE LA NORD. SE OBSERVAN LOS FUEGOS ARTIFICIALES, LA COREOGRAFÍA EN LA SUD Y EN DISTINTI. ASÍ ARRANCABA LA NOCHE, Y EL EQUIPO ESTUVO A LA ALTURA.

Por ahora esto es todo... pero como decía, habrá mas en la semana. A disfrutar este triunfo, de las cuestiones burocráticas nos ocuparemos mas adelante... acá hay todo un Popolo Rossoblù que vibra en todo el mundo por estos colores. 

FORZA GENOA SEMPRE

Martín Graffigna


background: URL(http://genoacfc.it/wp-content/uploads/2012/12/Visual-istituzionale.jpg) no-repeat center center fixed; background-size: cover;